No importa donde te encuentres

Cuando la garganta aprieta, los ojos se llenan de brillo, los dientes se encuentran  con fuerza y el corazón comienza a galopar agitadamente,  algo dentro de ti te dice que llegó el momento!

Hay tanto por contar, entregar, crear, hacer…tanto amor encerrado buscando llenar de alegría y de colores los espacios oscuros.

¿Cuándo fue la última vez que te permitiste dejar volar aquello que te quema dentro?

¿Cuándo fue la última vez que te animaste a romper, soltar o soplar  todo lo que te impide regalar tu luz al mundo?

¿Qué te hizo renunciar a la libertad,  a la creatividad, y a los sentimientos más nobles de tu corazón sensible? Pues ni siquiera es tiempo de detenerte allí, es tiempo de volver a jugar, reir y dejar que las imágenes que nutren lo más hermoso de ti vayan cayendo como el rocío de la más prometedora de las primaveras.  Y sí!!!  y es tiempo de saber que tampoco  importa si  hoy te encuentras en el más crudo de los inviernos.

Quizás eso que te ahoga y te aprieta sea el talento, el don, la magia más hermosa que traes, esa  que  tanto  te negaste a aceptar, esa a la que tanto le haz temido.

Pues hoy es el día, no esperes más, hoy es el día de sacar del encierro lo más bello de ti.

No renuncies!  La vida necesita de tu belleza, eres único, tu mirada es única, tus manos son únicas, tu piel es única, tus silencios, tus caricias, tu amor es único y por ello es único lo que tienes para dar.

Busca la puerta que te permita conectar con tu potencial creativo, abrazar desesperada y libremente a tu ser creador.

Buscar la puerta que abra el espacio de expresión de tu ser lúdico, flexible, espontáneo, original ese capaz de hacerte encontrar soluciones a los aparentes obstáculos.

Siempre hay tiempo de comenzar de nuevo, siempre hay tiempo de manifestar aquello que venis postergando, la vida es un juego creativo intenso,  inmenso y maravilloso que te invitará una y otra vez a darte y a dar lo más hermoso de ti.

Tu tiempo es hoy y el mío también!

Carina Tacconi

Resultado de imagen para re comenzar

Anuncios

Plegaria

Abro mi corazón a tu infinita presencia,

permíteme escuchar el silencio de tu Amor,

atraviesa mi cuerpo como torrente de vida,

señala mi camino, renuncio a interferir en tus planes

enseñame a amarte incondicionalmente,

siento miedo a tu magnificencia,

abraza la humanidad equivocada que vive en mi,

acaricia la frente de aquello que se resiste,

crea belleza a través de mi, esa belleza que habla en tu nombre.

Aquí estoy, que el camino se haga cuerpo, sudor, deseo, sueños.

Carina Tacconi

fuerzadivina

Tienes algo bello para dar

“Dado que no existe otro ser como tú desde el comienzo de los tiempos, eres incomparable” Brenda Ueland

Todos tenemos algo único y valioso para dar. Entregar nuestros talentos y dones al mundo es un acto  de amor circular, expande tanto el corazón del que lo da,  al mismo tiempo que nutre al que lo aprecia y lo recibe.  Es por ello que nos sentimos tan tristes y desesperanzados cuando no logramos hacerlo.

Entregar lo mejor de nosotros al mundo es, sin lugar a dudas, uno de los deseos más ardientes de nuestro corazón. El tema es que muchas veces ocurre, que ese don, ese talento, esa cualidad especial yace escondida o bloqueada en un lugar muy cerrado de nosotros mismos. Tan escondida está que hasta podemos llegar a creer que no existe. Pero lo cierto es que existe, y que todos la poseemos,  solo necesitamos sentir ganas de encontrarla y comenzar un trabajo  que nos ayude a desbloquearla.

El proceso de conexión con nuestros talentos dormidos, con nuestra vocación negada,  se convierte así en un camino de autoconocimiento y de autosanación que en un primer momento iniciamos  por amor a nosotros mismos pero que luego ese sentido se expande para ser compartido con lo demás. Nos amamos al dejarlos ser y amamos al entregarlos y compartirlos.

Nadie puede hacer este proceso por nosotros, este acto nos invita a tomar responsabilidad sobre nuestra propia vida, el propio potencial interno y también sobre nuestro poder  personal. Si por miedo, pusiste en otras manos, en otras personas esta responsabilidad recuperarla requerirá de vos un gran coraje, confía en el pulso que te habita, ese que te recuerda que vale la pena intentarlo.

Tienes algo bello para entregar al mundo, no lo dudes, abraza con fuerza esta verdad y comienza el trabajo de desandar el camino que un día  te llevó a olvidarlo.

Carina Tacconi

web

Lo eterno

Un silencio que ya no atemoriza,

Un vacío que parece invitar a que todo sea posible,

La fuerza de la vida haciendo el trabajo que conoce tan bien,

Confía!

Y yo abierta a que mi alma pulse en mi corazón ese que será el próximo paso. Ese paso que no conozco pero que ya respiro con tranquilidad y no con desesperación.

El amor recordándome su eterna presencia;

Respirando un momento de descanso de esas emociones que salen a sanar del fondo del pozo.

¿Y cuándo fue que decidiste confiar en eso que te hizo creer la supuesta distancia del amor?

No se puede dejar de Ser lo que uno esencialmente Es, aunque vivas momentos de profundo olvido.

¿ O acaso crees que estás hecho de algo que puede morir?

La muerte sólo toca a la puerta de aquello que nunca fue Verdad, la Verdad más suprema nunca muere aunque te distancies de ella, se apaque el cuerpo o se silencie la vida.

Carina Tacconi

sin2btc3adtulo